El 30 de noviembre es el Día Nacional del Mate, un reconocimiento a esta infusión tan tradicional que acompaña a los argentinos en todo momento. Hoy te presentamos su versión más liviana y terapéutica.

Asesoramiento: Mariana Spengler, Licenciada en Nutrición (M.N. 9383) miembro del Departamento de Nutrición de New Garden -principal cadena de tiendas de alimentos naturales de Argentina-.

Siempre es buen momento para degustar un buen mate. Es la ¨infusión nacional¨ y un gran compañero mientras trabajamos, estudiamos o simplemente nos distendemos.

El 30 de noviembre se celebra el Día Nacional del Mate, en conmemoración al nacimiento de Andrés Guacurarí y Artigas, conocido como ¨Andresito¨. Fue un comandante y gobernador guaraní nacido en 1778 en la provincia de Corrientes que incentivó la producción y comercialización de la yerba mate. Estuvo íntimamente relacionado con la cultura guaraní y con la infusión más tradicional de la Argentina.

Hoy el mate es parte de nuestra cultura, identidad y tradición. Prepararlo para muchos es casi un arte y merece una técnica específica y minuciosa. Hay una amplia variedad de sabores y combinaciones posibles: yerbas con y sin palo; más intensas o más suaves; combinadas con hierbas; mate de leche y el conocido ¨tereré¨.

REVERSIONANDO EL MATE TRADICIONAL

Algunas personas son amantes del mate, pero otras lo perciben muy fuerte o no lo toleran bien. En algunas ocasiones puede generar acidez y distensión.
Afortunadamente, existen distintas variedades y opciones para sorprender a nuestro paladar.

Una forma diferente de disfrutar el mate es: el ¨ayurmate¨, una bebida más liviana y terapéutica. Se trata de una combinación con hierbas y especias que nos permite sumar color, suavizar el sabor, disminuir la acidez, inflamación y distensión.

“Adoptar el ¨ayurmate¨ brinda muchos beneficios para el cuerpo; desde reducir el consumo de mateína (sustancia estimulante) hasta mejorar la digestión. Las infusiones con las que se combina la yerba tienen múltiples propiedades para la salud, y el mate es una forma más de aprovechar su acción terapéutica”, explica Mariana Spengler, Licenciada en Nutrición (M.N. 9383) miembro del Departamento de Nutrición de New Garden -principal cadena de tiendas de alimentos naturales de Argentina-.

BENEFICIOS: ¿POR QUÉ PREPARAR UN MATE YUYERO?

Los devotos del mate, arman su propia mezcla. Muchos buscan disminuir la cantidad de yerba utilizada o incluso optar por un mate plenamente a base de yuyos. Si bien el mate tradicional es delicioso, la versión ayurvédica es una opción especial para evitar algunos síntomas propios de la yerba mate:

Alivia los síntomas y los niveles de acidez.
Ayuda a atenuar los efectos estimulantes.

¿CÓMO PREPARAR UN MATE YUYERO?

MEZCLAS: Hoy en día es tendencia armar nuestros propios blends, destacando el sabor y la propiedad terapéutica deseada.

50% yerba mate (opcional) + 50% de hierbas- flores-especias.
100% hierbas- flores – especias.

Se puede disfrutar sólo o acompañarlo con nuestros endulzantes favoritos: azúcar mascabo, miel y stevia. La stevia natural en hojas es ideal para incorporar en este tipo de infusión.

OPCIONES DE MATE YUYEROS

Los días cálidos son una excelente oportunidad para animarse a degustar del ayurmate, tanto caliente como frío.

A continuación compartimos 3 opciones de mates yuyeros para probar y descubrir:

1) Manzanilla, burrito, cedrón, cascarilla de rosa mosqueta:
Digestivo, relajante y antiinflamatorio.

Manzanilla, burrito y cedrón mejoran la digestión y alivian la sensación de acidez y distención, logrando una infusión más ligera. Además, la manzanilla tiene un efecto relajante y antiinflamatorio. Por último, la cascarilla de rosa mosqueta nos brinda algunos antioxidantes.

2) HIbiscus, menta peperina, canela, cardamomo y coco en escamas.
Digestivo y aromático.

Las flores de Hibiscus son antioxidantes y ayudan a mejorar la circulación sanguínea. Es una mezcla ideal para cuando estamos antojados de algo dulce. La menta peperina junto con las flores de hibiscus y el cardamomo, reducen la acidez y la inflamación. La canela es antioxidante y fusiona muy bien con el coco, brindando un sabor único e irresistible.

3) Calendula, lavanda, melisa y pétalos de rosa.
Relajante, digestivo y antiinflamatorio.

Melisa, lavanda y pétalos de rosa ayudan a reducir el efecto estimulante de la yerba mate, contribuyendo a la serenidad, disminuyendo la ansiedad y el nerviosismo. Los pétalos de rosas en combinación con la caléndula poseen acción antiinflamatoria y antioxidante.

El mate es placentero en compañía, pero también en soledad. Es motivo de encuentro y reunión. Se mantiene siempre vigente, y nos recuerda un poco quiénes somos y cómo llegamos aquí. El mate nos invita a compartir, confirmando que es mucho más que sólo una infusión…

Sabias qué …

Antiguamente las hojas de yerba mate, eran utilizadas no sólo como bebida, sino como objeto de culto, e incluso como moneda. Durante las largas travesías en la selva, los conquistadores españoles notaron que los guaraníes disfrutaban de una bebida sagrada. Tiempo después, los jesuitas fomentaron el cultivo y la comercialización de la misma, llegando a conocerse también con el nombre de ¨ té de los jesuitas¨.

Share This

Share this post with your friends!

Share This

Share this post with your friends!