jueves , septiembre 23 2021
Home / Fútbol / La Selección dio el golpe y levantó la Copa América en el Maracaná

La Selección dio el golpe y levantó la Copa América en el Maracaná

Después de 28 años Argentina rompió el maleficio, le ganó a Brasil con un golazo de Ángel Di María y dio la vuelta en el mítico estadio de Río de Janeiro.

Por Matías Monteagudo.

«Es el momento de dar el golpe en esta Copa», había declarado Messi el 13 de junio, en una conferencia de prensa previa al debut frente a Chile. Y vaya si lo dio. Lo dieron. Él y los otros 27 jugadores que integraron la lista. Así como también el cuerpo técnico que, con aciertos y errores, logró armar un grupo sumamente unido y quebrar una racha de casi tres décadas sin títulos. Las imágenes de los festejos dentro de la cancha y de la gente amontonada en el Obelisco y en los distintos puntos y provincias del país, son el fiel reflejo del desahogo que se sintió al ser campeones.

No pudo ser en la final de la Copa América 2004, tampoco en 2007, ambas con derrotas frente a la «Canarinha». Acariciamos la gloria máxima en el Mundial de 2014, pero perdimos en el alargue. Contra Chile en 2015 y 2016, los penales nos volvieron a dejar a las puertas del festejo. Pero un día, la mala racha se terminó. Y fue un 10 de julio, el día después de los 205 años de la Declaración de la Independencia.

El camino hacia el título comenzó el 14 de julio, con el empate 1-1 ante Chile, en el que Messi metió un golazo de tiro libre y en el segundo tiempo igualó Eduardo Vargas tras un rebote de un penal atajado por Emiliano Martínez. La primera victoria llegó en la segunda fecha, fue 1-0 contra Uruguay con un cabezazo de Guido Rodríguez. Frente a Paraguay, se repitió el resultado pero esta vez el gol lo selló el «Papu» Gómez, que se la picó al arquero después de recibir un pase fantástico de Di María. La fase de grupos se cerró con una goleada 4-1 a Bolivia, en la que el 10 convirtió un doblete y también marcaron Lautaro Martínez y, nuevamente, el «Papu».

Ya en cuartos de final, la «Albiceleste» goleó al Ecuador de Alfaro por 3-0 con tantos de De Paul, Lautaro y Messi. En semifinales, el rival a vencer fue Colombia y, luego de un partido durísimo que terminó 1-1 con goles del «Torito» Martínez y Luis Díaz, los penales definirían al otro finalista. Allí, «Dibu» Martínez se hizo enorme, jugó psicológicamente con los colombianos y atajó nada más y nada menos que tres penales para meter a su equipo en una nueva final.

El último partido era contra Brasil, en su casa y en un estadio mítico como el Maracaná. Era el momento soñado para hacer historia, y así fue. A los 20 minutos del primer tiempo, De Paul metió un pase bárbaro para Di María a espaldas de Renan Lodi, y «Fideo», después de tanto insistir, tuvo su revancha. Con una vaselina exquisita por encima de Ederson, metió el 1-0 con el que Argentina logró el maracanazo y la decimoquinta Copa América de su historia.

Messi, después de hacer una Copa América brillante en la que metió 4 goles y dio 5 asistencias, fue elegido como el mejor jugador de la competición. A pesar de no tener una final brillante desde lo futbolístico, se lo vio muy comprometido y decidido a ganarla. Sus lágrimas y felicidad al final del partido lo dicen todo, el fútbol le devolvió algo de lo que él tanto le dio y pudo conseguir su tan buscado título con la Selección.

«Dibu» Martínez, luego de su heroica tanda de penales frente a Colombia en semis y de buenas respuestas en la final, recibió el premio al mejor arquero de la Copa, y Di María fue elegido como el mejor jugador del partido decisivo.

Más allá de los premios y los nombres individuales, el título es de todos. De los 28 jugadores de la lista, del entrenador Lionel Scaloni y de sus ayudantes Pablo Aimar, Walter Samuel, y Roberto Ayala. Y también es de los utileros, los cocineros, los auxiliares, los médicos, los masajistas, los kinesiólogos y de toda la delegación que se mantuvo en la misma burbuja durante casi dos meses, sin poder ver personalmente a su familia ni a sus amigos, pero comprometidos con el objetivo de la Selección Argentina: Ganar la Copa América en Brasil. Sin dudas, desde este año, el 10 de julio será un día histórico para los argentinos y las argentinas. ¡GRACIAS!

¡Te puede interesar!

Fabián Lisa: «Atlanta tiene que jugar una final porque iba primero»

El entrenador del Bohemio, Fabián Lisa, dialogó con Juan Pablo Francia y Renzo Masciotra en …

UA-64321528-1